Pensamiento y Emociones Automotivacion motivacion fatiga preocupacion actitud mental producividad cansancio emociones tensiones nerviosas

El cansancio y la fatiga frecuentemente te producen lo que llamamos la preocupacion. Pero cuando tomas conciencia de esto lo más probable es que te ocupes y no te preocupes. La medicina, y en general la ciencia, ha demostrado que la preocupación favorece la debilitación de nuestro sistema inmunológico y disminuye la resistencia física al resfríado común y a cientos de otras enfermedades frecuentes y no tan frecuentes.

La psicología ha comprobado que la preocupación produce un estado interior que se traduce en una actitud mental y emocional que reduce nuestra automotivacion y produce canancio y fatiga.

¿Qué es lo que nos cansa y nos fatiga y qué podemos hacer al respecto?

Los expertos en el tema declaran que la mayor parte de nuestra fatiga y cansancio proviene de…


Los expertos en el tema declaran que la mayor parte de nuestra fatiga y cansancio proviene de nuestra actitud mental y emocional. La mayor parte de la fatiga que padecemos es de origen mental, el agotamiento de origen puramente físico es raro.

La falta de automotivación produce preocupación. Pero no sólo eso, sino que también produce aburrimiento, resentimiento, sensación de que no se aprecia la labor que uno realiza, sensación de inutilidad, sensación de prisa, sensación de ansiedad… Estos factores son los que exponen a las personas a una bajada de sus defensas y a contraer resfriados, jaquecas, dolores de cabeza, fatiga, cansancio, bajos niveles de productividad

El cansancio llega porque tus emociones de preocupación producen tensiones nerviosas en el cuerpo. En este momento, fíjate en tu tensión muscular, ¿sientes tensión entre los ojos? ¿estás sentado cómodamente o tienes los hombros levantados?.

La única solución a esta fatiga nerviosa es relajarse y mantener orden en tu entorno para no alimentar la preocupación.

Aquí tienes 4 PASOS a tener en cuenta para evitar la fatiga y la preocupación:

PASO 1. Elabora una lista de las 5 tareas pendientes que más te preocupan y no acabas de solucionar.

PASO 2. Ordénalas por orden de importancia.

PASO 3. Si hay alguna tarea que puede solucionar otra persona, delégala ya y asegúrate de que esta en buenas manos y es resuelta.

PASO 4. Una vez cumplida la lista de esas 5 tareas, a partir de ahora y cuando tengas un problema, resuélvelo de inmediato. Si cuentas con los datos necesarios para tomar una decisión, no la pospongas.

Con estos 4 pasos podras eliminar las tareas pendientes que se traducen en una carga mental que te quita energías y también cultivarás el hábito de no acumular tareas que al final se traducen en preocupación que frena tu automotivación.

¿Qué tal si aplicas estos 4 pasos hoy mismo y me cuentas en un comentario tus experencias? Leo todos los comentarios.

EDU LOPEZ

 

 

 

E-mail:







autor
6 Comments
  1. muchas gracias Edu, Que importante no tener pendientes y evitar así la fuga de energía.

  2. Hola gracias porque yo no sabría que hacer,pero los pondré en practica.

  3. gracias edu por tu sabio consejo espero poner en practicas mis tareas y asi poder darle un cambio a mi vida gracias y espero que sigamos en comunicacion gracias por tu ayuda .

  4. GRACIAS EDU POR LOS ARTICULOS QUE PUBLICAS SON DE SUMA AYUDA!!!!

  5. Excelentes todas las Notas . Esta suma a las ya conocidas . Muchísimas Gracias . Un abrazo . Susana Ruibal .

  6. Me parece excelente el boletín y la sugerencia de los 4 pasos, que pareciera algo muy sencillo y lógico, en ocasiones el propio estado de agobio de la persona, no le permite caminar hacia la solución.

    Felicidades por el artículo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

borrar formularioEnviar