Exito relaciones pensamiento y emociones adolescencia resentimiento odio actitudes sentimientos infancia pautas manera de ser liberar, sentimientos reprimidos prejuicios lucha de poder relacion de iguales botones emocionales

Los años de la adolescencia suelen ser unos de los más difíciles para nosotros. Tenemos muchos interrogantes, pero aún así no queremos escuchar a aquellos que creen tener todas las respuestas, en especial los adultos de nuestro alrededor. Tenemos el ardiente deseo de aprenderlo todo solos porque no confiamos en la información que nos dan los adultos y preferimos experimentarlo por nosotros mismos.

Algunos de nosotros hemos desarrollado algun tipo de resentimiento o odio hacia ciertas actitudes de nuestros padres y he descubierto que hay muchas personas que comparten esos mismos sentimientos hacia sus padres.

Lo ideal es haber tenido unos padres comprensivos, atentos y adaptables a todas las situaciones, pero en la mayoría de los casos eso no es posible. Aunque tus padres no sean más que seres humanos como el resto de nosotros, muchas veces los consideramos injustos, exagerados, poco razonables e incapaces de comprendernos.

Cuando nos hacemos mayores, tenemos la intención de tratar a nuestros hijos de manera diferente a como fuimos tratados nosotros, pero aprendemos del mundo que nos rodea, y tarde o temprano comenzamos a actuar y hablar exactamente como nuestros padres, ya que…


Cuando nos hacemos mayores, tenemos la intención de tratar a nuestros hijos de manera diferente a como fuimos tratados nosotros, pero aprendemos del mundo que nos rodea, y tarde o temprano comenzamos a actuar y hablar exactamente como nuestros padres, ya que es lo unico que conocemos y, por experiencia propia, sabemos que ha funcionado bien ya que nosotros hemos sobrevivido de esa manera.

Yo creo que es muy importante que nos tomemos el tiempo necesario para averiguar y saber más acerca de la infancia de cada uno de nuestros padres. Quizas sus padres, tus abuelos, no les trataron de forma correcta y como ellos no han aprendido de otra forma, es asi como ahora te trataron a ti.

Comunicate sinceramente con tus padres y pregúntales: ¿Cómo eran las cosas en su infancia? ¿Cómo se expresaba el amor y el cariño en tu familia? ¿Cómo le castigaban sus padres? ¿Qué tipo de presiones tenian que afrontar de parte de sus compañeros en esa época? ¿Les gustaban a sus padres sus amigos? ¿Trabajaban cuando eran niño o adolescente?

Al enterarte más de la vida de tus padres, podrás ver y reconocer las pautas que conformaron su manera de ser, y ver al mismo tiempo por qué te tratan de la forma en que lo hacen. A medida que aprendas a entender a tus padres y a simpatizar con ellos, los irás viendo bajo una nueva luz, mucho más amorosa. Tal vez puedas abrir las puertas hacia una relación más comunicativa y afectuosa, una relación de mutuo respeto y confianza.

Si te resulta difícil hablar con tus padres, puedes empezar haciéndolo en tu mente o frente a un espejo. Habla en tu mente con cada uno de tus padres y aclara y limpia viejos asuntos. Perdónales y perdónate. Diles que los amas. Y después, prepárate para decirles lo mismo en persona.

En primer lugar necesitas liberar todos los sentimientos reprimidos que acumulas contra tus padres, y luego necesitas perdonarles por no ser las personas que deseabas que fueran.

Siempre queremos que los demás sean como nosotros, piensen como nosotros, vistan como nosotros y hagan lo mismo que hacemos nosotros. Sin embargo, no hay duda de que todos somos diferentes. Para poder tener la libertad de ser nosotros mismos, es preciso que demos esa misma libertad a los demás. Asi que obligando a tus padres a ser lo que no son, bloqueas tu propio amor juzgando a tus padres de la misma forma que ellos lo hicieron contigo. Si deseas una comunicación verdaderamente con ellos, es necesario que erradiques tus propios prejuicios sobre la manera de ser de tus padres.

Muchas personas ya adultas continúan con el juego de la lucha de poder con sus padres. Los padres saben pulsar muchísimos botones emocionales, de modo que si deseas dejar de jugar a este juego, simplemente vas a tener que evitar tomar parte de él. Ya es hora de crecer y decidir lo que deseas hacer. En lugar de continuar siendo padre/madre e hijo/hija, empieza a trataros como dos adultos, son tus padres sí, pero no conviertas esa relacion en una dependencia o una jerarquía, conviertela en una relacion de iguales.

Si tu padre o tu madre continúan pulsando esos botones emocionales, no permitas que sepan cómo te sientes realmente. Tienes el derecho de llevar la vida que desees. Tienes el derecho de ser adulto. Sé que esto puede no ser fácil al principio. Primero decide qué es lo que necesitas y después dile a tu madre o a tu padre de qué se trata. No les hagas sentirse mal o que están equivocados, solo oregúntales: ¿Qué podemos hacer para solucionar esto?.

Recuerda que con la comprensión viene el perdón, y con el perdón viene el amor. Cuando hayas progresado hasta el punto de poder amar y perdonar a tus padres, estarás bien encaminad@ para ser capaz de disfrutar de relaciones plenas y satisfactorias con todas las personas que forman parte de tu vida, ya que tu relacion básica, la relación con tus padres, será una relación sana y satisfactoria.

Así que sé tan comprensivo con tus padres como deseas que ellos lo sean contigo.

Me gustaría saber que piensas sobre la relación que mantienes con tus padres. ¿es satisfatoria?¿sientes que podría ser mejor? Cuéntamelo en un comentario. Leo todos los comentarios.

EDU LOPEZ

 

 

 

E-mail:







autor
11 Comments
  1. Cristina
    Eso es un tema que tienes que arreglar en tu interior. Perdonar es la clave.
    Un saludo
    Edu Lopez

  2. Hola Edu:
    Referente al articulo de la relacion con mis padres no es mala pero me gustaria que
    fuera mucho mejor con mi padre regular pues el y yo
    tenemos mucho caracter y chocamos bastante y con mi madre
    es intensa de plena confianza pues mi madre es de corazon manso
    y muy noble pero tambien choco con ella pues cuando yo eta pequeña
    ella comenzo su trabajo y trabajo mucho apenas estaba con ella lues estaba
    mas con mi abuela y tengo mucho apego a ella pero sus
    circunstancias son complicadas pues mi padre esta enfermo y es
    dependiente total de ella y so nos vemos 2 3 dias en semana un rato
    por lamañana yo la he necesitado muchas vecrs en mi vida
    pues tengo 2 niños y uno con problemas ella hace casi lo imposible
    por venir ayudarme pero aun asi me enfado mucho con ella y duscuto
    es como quw no la hubiera perdonado por haberme sentido sola en mi infancia
    ella no lo ve asi pero es lo que yo senti pero me gustaria no sentirme enfqdada con ella
    aunque la amo profundamente pues ella me ama de una forma sin fin aunque se su circunstancia la que la llevo a trabajar intensamente me gustaria no estar casi permanentemente enfadada con ella muchas gracias espero tu respuesta!!

  3. La verdad que mis padres no me cuentan nada de mi infancia ni de sus padres tampoco. Si pregunto ellos me dan largas es una pena. Querer saber y no poder saber por las costumbres de antes del que diran o se averguenzan de su pasado. Tal vez sea eso.

  4. Hola Don Dark

    ¿Quieres experimentar algo curioso?

    Pregúntale a tu madre como la trataban cundo tenia tu edad y empezarás a entender muchas cosas. Solo piensa si tu también quieres seguir esa cadena.

    Un saludo.

    Edu Lopez
    Coach Personal

  5. mi madre no me deja sobresalir….siempre me vive recordando lo malo…..no me deja superarme, siempre trata de menospreciarme…..

  6. Hola Susana:

    Yo me haría 2 preguntas clave que te harán ver las cosas de otra manera:

    ¿Se realmente lo que quiero hacer en mi vida y tengo mis propias razones para quererlo o las razones son contrarias a lo que los demás me dicen que debo hacer?
    ¿La gente con la que hablo de mis cosas realmente estan haciendo de su vida lo que quieren y tienen sus propias razones?

    Espero que te puedan ayudar estar reflexiones.

    Un saludo

    Edu López
    Coach Personal

  7. Gracias por tu Aporte Maria

    un Abrazo
    Edu López

  8. Pienso que la forma más fácil de sanar la relación con nuestros padres es a través de nuestra experiencia con nuestros hijos.

    El encontrarnos en el otro lado de la relación es abrir una puerta a la empatía con nuestros padres, la cual nos da la posibilidad de enmendar los aspectos que nos han hecho sufrir.

    Todos tenemos una imagen de lo que debería ser un “padre/madre perfecto”, y obviamente, los nuestros se ven enfrentados a una competencia en la que llevan todas las de perder, siendo humanos como todos nosotros, cometiendo errores, cargando con carencias afectivas de generación en generación…¿No será que ellos también nos hicieron competir con el “hijo/hija perfectos”?

    Me parece que esos sentimientos nos dan la posibilidad de observarnos como padres, permitiendo descubrirnos en nuestro actuar, nuestras decisiones, nuestro dialogo con nuestros hijos y ver todos los aspectos que estamos repitiendo; de esta forma no solo podemos modificarlos, sino que además estamos en mejor posición para comprender lo que viven nuestros hijos, que en definitiva nos muestran nuestro propio espejo cuando ocupábamos su lugar.

    Nuestros padres vivieron lo mismo que nosotros hoy en día, sus carencias las transmitieron, pienso que nuestro rol hoy es modificar esos patrones de conducta en lugar de seguir apegados a los registros que nos hicieron daño.

    Nadie nos enseña a ser padres, al mismo instante en que nuestros hijos nacen, nuestro nuevo rol se inicia, inmediatamente se disparan los registros de cómo actuaban nuestros padres y comenzamos a aplicarlos.

    Considero que es sumamente importante lograr honrar y agradecer la vida a nuestros padres y ancestros ya que son nuestra base, la base de una pirámide donde nos apoyaremos para transitar el hoy.

    Abrazo

  9. Hola Edu:

    Ahora mismo, la relación con mis padres no es muy fructífera que digamos porque, no sé que es lo que falla.

    Intento dejarles ver que no quiero hacer lo que ellos me proponen pero, siempre acabamos por gritar, enfadarnos, decir cosas de las que luego, nos podemos arrepentir, etc.

    Por eso que, en este momento, estoy muy estancada y no sé que rumbo tomar y, cuanto más hablo con la gente, peor me siento. Así que, muchas veces, me las callo para que no haya problemas.

    Un abrazo y gracias.

  10. Hola Elena

    El resentimiento hacia cualquier persona lo hace desaparecer el perdón. No hace falta que lo hagas en presencia de la otra persona, ni que tampoco se entere de lo que estás haciendo.
    Solamente perdona a esa persona y perdónate a ti por sentir ese resentimiento.

    Espero que te sirva de ayuda.

    Edu Lopez
    Coach Personal

  11. Hola buen dia
    La relacion con mis padres es muy fea sobre tod con mi padre le tengo mucho resentimiento y mi madre depende mucho de mi en cuestion moral…de que manera soluciono esto que a veces es muy estresante para mi y no me deja crecer como persona? Gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

borrar formularioEnviar